Archivo de la etiqueta: Papa

Knishes

Oasis Urbano BA, Knishes 06

Esta receta solía hacerla bastante, pero después de un tiempo me olvidé de ella y, como resultado, hace años que no preparaba knishes. Me hizo acordar de esta receta una chica que publicó una foto de sus knishes en un grupo vegano de Facebook (¡gracias Meli por hacerme acordar de esta rica receta!) ¿A ustedes también les pasa que de pronto hacen un montón un plato y después se olvidan y pasan años hasta que los vuelven a hacer?

La receta (que es la que siempre usé) está adaptada de un libro que se llama Risas y emociones de la cocina judía de Ana María Shua que me regaló mi papá hace varios años. Les super recomiendo este libro si quieren aprender un poco sobre algunas costumbres culinarias judías, que están descriptas de manera muy divertida y emotiva. El libro está lleno de anécdotas, tiene muchas recetitas (eso sí, las recetas vegetarianas son muy pocas) y su lectura es muy amena. Lo que adapté de la receta son básicamente las cantidades (de la masa específicamente), las hice bien exactas como para que al que esté haciendo la receta le salga de una.

Video de la receta (ojo, en el video se muestra la cantidad correspondiente a la mitad de la receta, o sea, 6 knishes. La receta escrita alcanza para dos rollos de masa):


Notas

-cebollas doradas: para que las cebollas tomen un rico sabor y color, es importante freírlas sin sal. Si les agregás la sal al principio, tiran agua y terminan hirviéndose en vez de dorarse.

-Si los vas a preparar para comer más tarde u otro día, para mí lo mejor es dejarlos pre-cocidos. Cuando los quieras comer les das un golpe de horno y listo.


Knishes

(12 knishes, 1,5 hs de preparación)

Ingredientes

Masa:

-350 gr. de harina “0000” (es la mejor opción, pero también se pueden usar “000” o integral)

-4 gr. de sal

-180 gr. de agua a 40°c

-30 gr. de aceite de girasol (u otro de sabor neutro)

-1 cdita. de aceite extra para pincelar los knishes (yo usé de coco)

-Aceite para la placa de horno

Relleno:

-1 kg. de papas

-300 gr. de cebolla

-3 Cdas. de aceite de girasol (u otro de sabor neutro)

-Sal y pimienta a gusto

Equipamiento necesario

-Pasa-puré o pisapapas

-Papel film

-Palo de amasar

-Cortante circular para ayudar a darles mejor forma a los knishes (opcional)

Procedimiento

Para el relleno, lavar las papas y pelarlas, cortarlas en cubos y hervirlas a partir de agua fría en una olla con agua que las supere por unos centímetros. Mientras, picar la cebolla y dorarlas en una sartén con las 3 Cdas. de aceite.

Cuando las papas estén totalmente cocidas colarlas y reservar ¼ de taza del agua de cocción. Pasar las papas por el pasa-puré (o usar un pisa-papas). Mezclar el puré con las cebollitas doradas con todo su aceite de cocción y condimentar bien con sal y pimienta a gusto. Agregar el ¼ de taza de agua de cocción que había sido reservado para obtener un puré más suave. Dejar enfriar.

Oasis Urbano BA, Knishes 01

Para la masa, mezclar la harina con la sal y agregar el agua tibia, mezclar un poco y agregar el aceite. Seguir mezclando hasta que resulte dificultoso. En este momento bajar la masa a la mesada y amasar hasta formar un bollo suave y homogéneo. Cubrir con papel film y dejar descansar durante 30 minutos en la heladera.

Oasis Urbano BA, Knishes 02

Precalentar el horno a 180/200° c. Aceitar la/s asadera/s.

Cuando haya pasado el tiempo de reposo, dividir el bollo en dos partes. Dejar uno de ellos tapado con papel film y comenzar a trabajar con el otro. Estirar la masa en forma de rectángulo bien alargado, la masa debe quedar super finita. Ir colocando la mitad del relleno con ayuda de una cuchara en forma de hilera a lo largo de la masa, dejando un margen de masa de unos 4 cm. Emparejar el relleno con los dedos dándole forma de cilindro. Tomar el margen de masa y cubrir con él el relleno. Humedecer levemente los bordes del otro extremo de la masa (para que luego se cierre bien el cilindro). Enrollar hasta obtener un cilindro. Pellizcar las puntas y el cierre para que no se abran durante la cocción. Repetir todo el procedimiento con la otra mitad de la masa y del relleno.

Oasis Urbano BA, Knishes 03

Con el canto de la mano enharinado, aplastar el cilindro para cortar 6 piezas que luego formarán los knishes. Repetir con el otro cilindro. Se obtendrán en total 12 knishes.

Para darles la forma, pellizcar uno de los extremos de la pieza. Apoyarlo en la asadera aceitada aplastando levemente para que forme una base. Pellizcar el otro extremo y hundirlo con el dedo índice hacia el centro de la pieza (ver fotos). Nos podemos ayudar de un cortante circular para obtener una forma más pareja.

Oasis Urbano BA, Knishes 04

Oasis Urbano BA, Knishes 05

Pincelar los knishes con aceite y cocinar hasta que la masa esté cocida y la parte superior se vea doradita. Dejar desacansar 10 minutos (sino te vas a quemar feo) y disfrutar.

Medallones de vegetales

Oasis Urbano BA, Medallones de vegetales 01

Esta es una receta fácil y rápida como para días de semana, podés tener estos medallones ya cocidos en la heladera y darles un golpe de horno cuando los quieras comer. De hecho, a mí me gustan más fríos, por lo que me resultan ideales para viandas. En este caso les di unos sabores tipo indios, pero podés variar los condimentos como más te guste.

De yapa, y como no tengo mucho más que decir sobre esta receta salvo que es rápida y rica, unas fotitos de Kimchi, el gato modelo, comiendo pastito:

Oasis Urbano BA, Medallones de vegetales 02


Notas

-Las verduras también pueden cocinarse al vapor en vez de hirviéndolas.

-Podés usar de 2 a 4 tazas de papa, cuánto menos papa uses más firme va a ser el medallón (tené en cuenta si hacés esto que vas a obtener una cantidad menor de medallones).

-Podés usar los vegetales que quieras, siempre y cuando no tengan un contenido de agua muy elevado. Podés reemplazar la papa por batata, el brócoli por coliflor, usar zanahorias, choclo, zapallo, cebolla, etc. También podés probar con distintos condimentos y especias.

-Si las querés congelar o guardar en la heladera para otro día, lo mejor es guardarlas ya horneadas. Cuando las cocines dejalas enfriar a temperatura ambiente y recién después guardalas en la heladera/freezer, ya que cuando están calientes son muy delicadas.


Medallones de vegetales

(12 medallones, 30 minutos de preparación)

Ingredientes

-4 tazas de papa sin cáscara cortadas en cubos (600 gr, 3 papas medianas)

-2 y ¼ tazas de brócoli (200 gr, 1 brócoli)

-1/2 taza de cebolla de verdeo (50 gr, 1 cebolla de verdeo)

-1 taza de arvejas congeladas (100 gr)

1 cdita. de sal gruesa o marina

-1 taza de cilantro (medido sin aplastar)

-2 dientes de ajo

-1 cdita. de cúrcuma

-Sal marina a gusto

-1/4 taza de harina de garbanzo

-1 taza de pan rallado o avena fina

-2 Cdas. de aceite de girasol

Procedimiento

Pelar las papas y cortarlas en cubos no demasiado grandes, hacer lo mismo con el brócoli y la cebolla de verdeo. Poner en una olla, cubrirlos con agua, agregar la cdita. de sal gruesa y cocinar hasta que la papa esté totalmente cocida. Agregar las arvejas congeladas, cocinar un minuto más y colar todos los vegetales. Picar el cilantro y rallar el ajo. Pasar los vegetales a un bol, agregar la harina de garbanzo, la cúrcuma y la sal a gusto. Pisar con un tenedor (dejar el puré con textura rústica, no liso) y distribuir bien los condimentos y la harina de garbanzo.

Dejar enfriar la mezcla hasta que sea posible manipularla. Aceitar una asadera y precalentar el horno a 200°c.

Mojarse las manos y formar bolas de dos Cdas. de mezcla, aplastarlas y colocarlas sobre pan rallado dispuesto en un plato, cubrir todos los lados con el pan rallado (cuidado porque la mezcla es muy tierna). Colocar los medallones en la asadera aceitada. Cocinar durante unos 20-30 minutos (dándo vuelta los medallones cuando estén dorados) o hasta que hayan alcanzado el dorado deseado.

Oasis Urbano BA, Medallones de vegetales 03

Oasis Urbano BA, Medallones de vegetales 04

Disección de un medallón en frío. Cuando están calientes son blanditos y se aplastan al cortarlos, pero cuando se enfrían ganan firmeza.

Oasis Urbano BA, Medallones de vegetales 05

Salsa tipo cheddar vegana

Oasis Urbano BA, Salsa tipo cheddar vegana 00Esta receta estaba destinada a ser la tercera publicación de la sección Review de Recetas que tengo en el Facebook de mi blog, pero me gustó tanto que decidí ponerla acá. La receta anda circulando hace rato en grupos veganos como What Fat Vegans Eat. Son todas bastante parecidas, en esta ocasión les dejo mi versión.

La textura cremosa que se logra es espectacular y el sabor es también muy bueno, es genial para acompañar nachos junto a una rica salsa pico de gallo y guacamole. También se puede usar como salsa para pastas tipo mac and cheese o bien para vegetales gratinados. Sin más que agregar, ¡pasemos a la receta!


Notas

-La salsa se puede conservar unos 5 días en la heladera. Para calentarla ponerla en una ollita a fuego bajo y revolverla continuamente hasta que alcance la temperatura deseada.


Salsa tipo cheddar vegana

(Rinde unas 4 tazas aproximadamente, 15 minutos de cocción y 10 de preparación)

Ingredientes

-3 papas pequeñas o 2 medianas (tiene que ser suficientes para una vez cocidas llenar 2 tazas poniéndolas bien aplastadas)

-1 zanahoria mediana (suficiente para ¾ de taza una vez cocida)

-de 1/8 a 1/4 de taza de levadura nutricional (depende de cuánto te guste)

-1/3 de taza de aceite de girasol

-1/3 de taza de agua de la cocción de las papas (yo agregué ¼ de taza más hasta llegar a la textura que quería)

-1 cdita. de miso blanco (opcional)

-1 Cda. de jugo de limón

-¼ cdita. de pimienta de cayena

-1 cdita. de sal

Equipamiento necesario

-Licuadora o procesadora de mano

Procedimiento

Pelar las papas y la zanahorias. Cortar la zanahoria en cubos de aproximadamente 1,5 cm. de lado y las papas en cubos de 2 cm. de lado. Cocinar a partir de agua fría en dos cacerolitas por separado hasta que estén tiernas (probar pinchándolas con un tenedor o cuchillo). Colar (recordar reservar el agua de las papas) y medir las cantidades. Ponerlas en la licuadora y agregar el resto de los ingredientes. Licuar hasta obtener una salsa muy suave y homogénea. Agregar un poco más de agua si la licuadora lo necesita para poder licuar o si se desea una consistencia más líquida (yo agregué ¼ de taza extra de agua de cocción de las papas). Rectificar la sazón y servir caliente (ver recomendaciones de recalentado en la sección Notas).

Oasis Urbano BA, Salsa tipo cheddar vegana 01

Oasis Urbano BA, Salsa tipo cheddar vegana 02

Para las instrucciones de cómo hacer pasta gratinada con brócoli con esta salsa, hacé click en la foto 🙂

Oasis Urbano BA, Pasta gratinada con brócoli 00

Ñoquis con salsa de tomate de la abuela

Oasis Urbano BA, ñoquis de la abuela 00

Esta receta es muy especial para mí porque siempre que hago ñoquis me acuerdo de mi abuela Vanja. Mi abuela es la más divina, la más linda y la que mejor cocina (¡supongo que es lo que casi todos pensamos de nuestras abuelas!), y cuando yo y mi hermano éramos chicos nos hacía todo el tiempo (entre otras exquisiteces) sus ñoquis con salsa de tomate casera porque nos encantaban. Muchísimos días 29, que es un día en el que existe la costumbre de comer ñoquis en la Argentina y creo que también en Uruguay y Paraguay (por favor corríjanme si no es así), la abuela nos esperaba con un ejército de ñoquis en la mesada (los ponía en filitas bien prolijas porque le encantaba contar cuantos había hecho) y la salsa borboteando en la sartén. Como es muy buena, nos dejaba mojar el pan en esa salsita deliciosa y se ponía a freír una porción de masa de ñoquis a la que le daba forma de rulitos para hacernos los “frititos” que devorábamos a modo de entrada (ver cómo hacerlos al final de la receta). Mientras tanto, el abuelo preparaba tallos de apio rellenos con roquefort mezclado con manteca, se preparaba un vaso de Minerva con agua y hielo y ponía monedas o algún billete debajo de los platos para la suerte y prosperidad.

Como para hacer ñoquis hay que estar un rato parado, lamentablemente la abuela ya no puede hacerlos más, así que decidí tomar su posta y tratar de perfeccionar una receta de ñoquis sin huevo ni manteca. Probé varias versiones y todas salieron ricas, pero no logré la misma textura de los ñoquis de mi abuela, que eran como almohaditas muy suaves y sedosas que al aplastarlas con la lengua prácticamente se deshacían y se deslizaban por la garganta. Después de varios intentos, mirando la receta de mi abuela me di cuenta de cuál era el secreto. Ella, aparte de agregarle yema de huevo (que tiene materia grasa), le agregaba una cierta cantidad de manteca o aceite. Así es que se me ocurrió agregarle a la masa una parte de aceite de coco, que tiene un poco esa calidad “mantecosa”… y el resultado fue simplemente genial: suaves y deliciosos; no son los ñoquis de la abuela (quizás cuando yo sea abuela me salgan tan ricos como a ella :P), pero te digo que son bastante espectaculares.

Por cierto, si Vanja (se pronuncia Vania), el nombre de mi abuela, te pareció raro es porque ella llegó a Argentina durante la segunda guerra mundial desde lo que en ese momento era Yugoeslavia (la parte en que ella nació se llama hoy en día Croacia), de todas formas su nombre es de origen ruso (a su mamá le había encantado la novela El tío Vanja de Chéjov). Ella tiene historias que realmente son increíbles, es una mujer muy fuerte y la admiro muchísimo, y, aunque no sea gran cosa, teniendo en cuenta todo lo que siempre hizo por mí y el amor incondicional que me da, le dedico hoy este post con todo mi corazón. Te amo Abu.

Acá les dejo unas fotitos de mi hermosa abuela. En la foto de la izquierda estamos haciendo ñoquis hace muchísimos años en el departamento de verano de Mar del Plata, a mí casi no se me ve (estoy al fondo), está mi abuela en el medio y mi hermano, el Colo, en primer plano, que salió con cara de llama pero que en realidad es un chico lindo (¡sólo es una mala foto!). En la foto de la derecha estamos mi abuela y yo de pequeña. Esta foto me encanta porque aparte de que salimos lindas tiene una luz super cálida entrando por la ventana.

Oasis Urbano BA, ñoquis de la abuela 02Oasis Urbano BA, ñoquis de la abuela 03

Ahora, después de tantos recuerdos lindos, pasemos a la receta 🙂


Notas

(…para obtener ñoquis suaves como ellos solos)

Los 3 secretos de la abuela: (más 1 advertencia y 3 recomendaciones mías)

-Siempre usar papa negra, si no tenés entonces dejá los ñoquis para otro día. Yo creo que este tip viene de que las papas blancas, debido al proceso de lavado que sufren, son más acuosas, por lo que absorberán una mayor cantidad de harina y los ñoquis resultarán más duros.

-Es super importante pelar y hacer puré las papas en caliente (parece que así es como las abuelas adquieren sus famosas “manos de amianto”). Si las dejás enfriar van a absorber más harina y vas a obtener unos ñoquis mucho menos delicados.

-No sobre-amasar la masa, más bien sólo unirla hasta que quede homogénea. Si amasamos demasiado vamos a desarrollar el gluten proveniente de la harina de trigo y los ñoquis resultarán duros y más gomosos.

-Por favor, que no se te ocurra tratar de hacer el puré con una procesadora de mano o común, cambia totalmente la textura de la papa volviéndola líquida y chiclosa, utilizá únicamente un pasapuré o pisa papas (quizás aplastarlas con mucha paciencia y un tenedor también funcione, o bien pasar la papa por un colador aplastándola con la parte de atrás de una cuchara).

-Pedile al verdulero (o si comprás en el super encárgate vos) que te dé papas medianas que sean más o menos del mismo tamaño, es más fácil para que se cocinen todas al mismo tiempo que tener que cocinar la super papa gigante que alimenta a toda una familia junto a un papín miserable. Es solo para ahorrarnos trabajo.

-Para recalentar los ñoquis (si es que de milagro te sobran), para mí,  lo mejor es sacarlos de la heladera y dejarlos a temperatura ambiente unos 15-20 minutos, ponerlos con su salsa desde horno frío en una fuente de vidrio apta para horno y calentarlos hasta que estén a la temperatura deseada.

-Te sugiero guardar al menos una vez una parte de la masa y hacer los frititos que aparecen como receta bonus al final del post. Son una gordada rica (y para mí nostálgica). Eso sí, no los comas recién salidos de la sartén porque te quemas el esófago, dejalos descansar al menos un minuto.


Ñoquis con salsa de tomate de la abuela Vanja

(4 porciones -de 140 a 150 ñoquis-, aproximadamente 1,5 hs. de preparación)

Ingredientes

Para los ñoquis:

-1 kg. de papa negra

-280 gr. de harina de trigo “0000” (2 tazas)

-50 gr. extra de harina para estirar los cilindros de masa (probablemente uses menos que esa cantidad)

-15 gr. de sal

-Nuez moscada, a gusto (a mí me gusta con bastante, un poco menos de ¼ de una nuez)

-30 gr. de aceite de coco extra-virgen (es el preferible, pero lo podés reemplazar con otro aceite neutro como el de girasol)

Para la salsa de tomate:

-1 kg. de tomates perita o redondos (lo importante es que esté bien rojos)

-2 dientes de ajo bien gordos (o 3 normales)

-1 manojo de perejil

-2 Cdas. de aceite de oliva

-2 Cdas. de aceite de girasol

-1 cdita. de sal

-1 cdita. de azúcar

-Pimienta negra de molinillo, a gusto

-Hojas de albahaca para decorar el plato (y darle un sabor extra), opcional (también podés usar hojitas de perejil fresco)

Equipamiento necesario

-Pasapuré (pasatutto) o pisa papas, es preferible el pasapuré porque con el pisapapas pueden quedar grumos

-Aparejo para darle forma a los ñoquis (¿“ñoquicera”?) o simplemente un tenedor

Procedimiento

Cepillar las papas debajo del chorro de la canilla hasta que queden bien limpias. Colocarlas en una olla amplia, cubrirlas con agua dejando unos centímetros extra de altura (por si se evapora gran parte del agua). Poner la olla en la hornalla fuego máximo hasta que el agua hierva y después bajar la intensidad a fuego medio y dejar cocinar aproximadamente 30 minutos para papas medianas. Hay que cocinarlas hasta que se las pueda atravesar fácilmente con un cuchillo o palillo de brochette (lo que tengas a mano), pero es importante que queden bien cocidas para que después el puré no tenga grumos.

Oasis Urbano BA, ñoquis de la abuela 04

Mientras las papas se cocinan hay que empezar a hacer la salsa. Lavar los tomates, el ajo y el perejil. Cortar los tomates en cubitos de aproximadamente 1 cm. de lado. Cortar el ajo en brunoise (picado bien chiquito) y picar las hojas del perejil finamente. Colocar todos estos componentes más la sal, el azúcar, los aceites y la pimienta en una sartén. Poner a fuego medio-bajo y dejar cocinar revolviendo esporádicamente hasta que al hacer un surco en la salsa con una cuchara, esta se vuelva a unir lentamente (que el espacio quede visible durante unos segundos), rectificar la sazón. La cocción puede tardar unos 20 minutos o más.

Oasis Urbano BA, ñoquis de la abuela 05

Cuando las papas estén cocidas, sacarlas del agua y dejarlas enfriar unos dos minutos. Pelarlas con los dedos o con ayuda de un cuchillo (ayuda a levantar la piel de la papa sin quemarnos). Cortarlas en trozos groseros y pasarlas por el pasapuré puesto sobre un bol (si lo vas a hacer con pisa-papas, poner las papas cortadas en trozos groseros y pisarlas hasta que no quede ningún grumo). Agregar al puré la sal, la nuez moscada y el aceite de coco y mezclar bien. Agregar los 280 gr. de harina y mezclar (al principio con cuchara y después se pueden usar las manos) hasta obtener una masa homogénea, se puede terminar de armar la masa sobre la mesada (recordar que no se debe amasar, sino unir).

Oasis Urbano BA, ñoquis de la abuela 06

Poner a hervir agua en una olla amplia. Cortar la masa en cuatro trozos. Dejar 3 debajo de un papel film y tomar el cuarto trozo para trabajar. Estirar ese trozo en forma de cilindro y cuando alcance una longitud de unos 20 cm. cortarlo a la mitad a lo largo (ver fotos). Estirar cada mitad de cilindro hasta que su grosor sea de aproximadamente 2,5 a 3 cm. de diámetro (de ser necesario utilizar un poco de la harina extra). Aplastar levemente la parte superior de los cilindros y cortar cada 2 cm. las piezas que luego van a ser los ñoquis (mi abuela hacía bolita cada pieza y después les daba la forma, yo me salteo este paso para ahorrar un poco de tiempo, pero si querés lo podés hacer). Dar forma a los ñoquis haciéndolos rodar por el artefacto para ñoquis o por un tenedor (ambos deben estar enharinados y vueltos a enharinar cada dos o tres ñoquis). Ir colocando los ñoquis sobre la mesada o bandejas enharinadas.

Oasis Urbano BA, ñoquis de la abuela 07

Oasis Urbano BA, ñoquis de la abuela 08

Oasis Urbano BA, ñoquis de la abuela 09

Poner a calentar la salsa hasta que hierva y luego apagarla. Tirar la primera tanda de ñoquis al agua hirviendo (yo pongo hasta 30 ñoquis por vez, pero eso depende de cuantos entren en el fondo de tu olla). Sacarlos a medida que empiezan a flotar y ponerlos en la sartén con la salsa caliente y mezclarlos suavemente con una cuchara preferentemente plana (para que los bordes no aplasten los ñoquis tiernos). Cocinar de esta manera el resto de los ñoquis. Servir bien caliente con unas hojitas de albahaca por encima.

Oasis Urbano BA, ñoquis de la abuela 10

Receta extra: frititos con masa de ñoqui

(Con un cuarto de la masa de la receta de ñoquis se hacen doce frititos)

Oasis Urbano BA, ñoquis de la abuela 11

Ingredientes

-¼ de masa para ñoquis

-Aceite neutro, cantidad necesaria para cubrir la sartén

-Sal marina, a gusto

Procedimiento

Cortar el cuarto de masa en cuatro pedazos, formar cilindros y cortar cada uno de estos en tres. Formas un rulito con cada cilindro, colocarlos en una bandeja o tabla enharinada y aplastar la unión de la masa con el dedo índice para que no se desarmen, haciendo presión (no muy fuerte) con los dientes de un tenedor marcar decorativamente las puntas de masa de los rulitos.

Calentar aceite en una sartén y colocar los frititos sin que se toquen. Una vez que se doren darlos vuelta y cocinarlos del otro lado. Sacarlos de la sartén y ponerlos sobre un plato con papel de cocina absorbente. Espolvorear con un poco de sal marina, dejar reposar un par de minutos y disfrutar calentitos.

Pañuelitos de papa y repollitos de bruselas en masa brik

Oasis Urbano BA, pañuelitos de papa y repollitos de bruselas con masa brik 00

La masa brik es muy versátil, la podés rellenar de muchas cosas diferentes, tal como si fuera una empanada. Como prometí en la receta de los arrolladitos primavera de vegetales hoy les propongo una variación utilizando esta masa, con un relleno y armado diferentes. Es una receta con sabores otoñales muy cálidos, ¡espero que les guste!

Ingredientes

-Media receta de masa brik (disponible en: https://oasisurbanoba.wordpress.com/2015/05/11/arrolladitos-primavera-de-vegetales/ )

-2 papas medianas

-2 tallos de hinojo

-1 cebolla morada mediana

-8 repollitos de Bruselas

-½ Cda. de aceite de oliva

-1 Cda. de aceite de sabor neutro

-Sal y pimienta a gusto

-1 Cda. de harina

Procedimiento

1. Pelar las papas y cortarlas en cubitos pequeños (de no más de 1,4 cm de lado), cortar el hinojo de la misma forma.

2. Saltearlos levemente en una sartén con el aceite de oliva y agregarles agua a altura, condimentar con un poco de agua y pimienta.

3. Mientras el agua de la preparación anterior se evapora, picar la cebolla morada y cortar los repollitos más o menos del mismo tamaño que las papas.

4. Cuando el agua de las papas e hinojos se haya evaporado totalmente probar si ya están cocidos (si les falta agregar un poquito más de agua y seguir cocinando) y agregar la cebolla y los repollitos.

5. Rectificar la sazón y dejar enfriar.

6. Colocar el relleno sobre un cuarto de la masa, doblar a la mitad y luego volver a doblar a la mitad formando pañuelitos, cerrar los bordes con un engrudo formado con la Cda. de harina y un poco de agua. Repetir hasta que se terminen las tapas de masa.

7. Aceitar una placa para horno con la Cda. de aceite neutro, colocar los pañuelitos y cocinarlos en horno medio hasta que estén bien dorados y super crujientes.

Oasis Urbano BA, pañuelitos de papa y repollitos de bruselas con masa brik 01

Samosas de harina de garbanzo con relleno de papa y coliflor

Oasis Urbano BA, Samosas de harina de garbanzos con relleno de papa y coliflor 00

Las samosas son unas empanaditas fritas bien especiadas de origen indio. Esta es una receta que aprendí en la materia Cocina Asiática cuando estudiaba cocina, lo único que cambié fue el ghee por aceite y las cantidades de alguna especia. Curiosamente, la masa está hecha con harina de garbanzos en vez de con harina refinada de trigo, que es la que tradicionalmente se utiliza, pero de todas las que probé ésta es la receta que me parece más deliciosa, con el plus de que es apta para celíacos.


Notas

-Si te sobra masa freíla en tiras después de hacer las samosas, es un muy rico snack (¡aunque no muy llight! :P). Si te sobra relleno, queda espectacular servido sobre arroz integral o cualquier otro cereal.

-Es una receta que está buena para fiestas o para usar como entrada. Podés hacer las samosas más pequeñas usando un cortante de diámetro más chico.

-Si no querés hacerlas fritas las podés cocinar en una placa aceitada en el horno hasta que estén doraditas.


Samosas de Harina de Garbanzo con Relleno de Papa y Coliflor

(Se obtienen 10 samosas grandes, preparación activa 30 minutos)

Ingredientes

Masa:

-550 gr. harina de garbanzo (más un poco de harina extra para estirar la masa)

-8 gr. de sal fina

-100 gr. de aceite de girasol (u otro aceite de sabor neutro)

-200 cm3 de agua

Relleno:

-2 papas pequeñas (o una mediana)

-1/2 coliflor mediano

-1/2 taza de arvejas congeladas (o frescas)

-Cilantro (a gusto, yo le pongo un manojo grande porque me encanta. Si a vos no te gusta, podes obviarlo)

-1 Cda. de aceite de coco extra-virgen (u otro aceite neutro)

-3 gr. de comino

-3 gr. de jengibre en polvo

-2 gr. de clavo de olor en polvo

-3 gr. de cúrcuma

-1 sobre de caldo de vegetales en polvo (yo utilicé Caldiet)

-Sal y pimienta a gusto

Otros:

-Aceite para freír de girasol (u otro aceite de sabor neutro)

Equipamiento necesario

-Cortante circular de 16 cm. de diámetro (o cualquier otra cosa de esta medida que se pueda usar para cortar. En el caso de no tener nada de esto, hacer un molde en una hoja y usarlo como guía para cortar la masa)

Procedimiento

Mezclar la harina de garbanzos con la sal, agregar el agua y el aceite y mezclar con una cuchara hasta formar la masa, amasar hasta que todo esté bien integrado. Tapar con papel film y dejar reposar a temperatura ambiente mientras preparamos el relleno.

Para el relleno cortar las papas en cubos bien pequeños y parejos (de menos de 1 cm.) y picar el coliflor. En una sartén calentar la Cda. de aceite de coco a fuego medio-bajo y saltear las especias hasta que liberen aroma (estar atento porque se queman fácilmente). Agregar los vegetales y mezclar, salpimentar y agregar el caldo disuelto en dos tazas de agua (agregar caldo sólo hasta la altura de las papas). Cocinar, revolviendo cada tanto, hasta que los vegetales estén cocidos y el caldo se haya evaporado, si a los vegetales todavía les falta cocción agregar más caldo o agua y dejar evaporar nuevamente. En el último minuto de cocción agregar la media taza de arvejas. Apagar el fuego, agregar el cilantro picado y mezclar. Rectificar la sazón y dejar enfriar.

Oasis Urbano BA, Samosas de harina de garbanzos con relleno de papa y coliflor 01

Separar la masa en 5 bollitos. Espolvorear la mesada con un poco de harina de garbanzos y estirar cada bollito hasta que llegue a los 16 cm. de diámetro, emparejar los círculos con el cortante y después cortar cada círculo a la mitad. Estirar un poco las mitades (no demasiado). Humedecer con agua una mitad del borde largo del medio círculo y pegarla sobre la otra mitad formando un cono (ver fotos), presionar para sellar bien la masa. Rellenar con un par de cucharadas de relleno, poner agua en el borde y cerrar la samosa. Repetir con todas las tapas.

Oasis Urbano BA, Samosas de harina de garbanzos con relleno de papa y coliflor 02

En una sartén poner aceite como para que cubra la mitad de las samosas. Calentar a fuego medio (se puede probar la temperatura poniendo un poco de masa sobrante, si hace burbujitas rápidamente entonces está listo). Poner las samosas en el aceite caliente y cocinar hasta que estén doradas (aproximadamente 2 minutos), darlas vueltas y seguir cocinando hasta que la otra cara esté dorada. Una vez cocidas, colocarlas en un plato con papel absorbente de cocina.

Oasis Urbano BA, Samosas de harina de garbanzos con relleno de papa y coliflor 03

Zapallitos rellenos al estilo de mamá

OASIS URBANO BA, Zapallitos Rellenos al Estilo de Mamá 00

Esta receta está inspirada en una que hacía bastante mi mamá cuando mis hermanos y yo éramos chicos. La receta original es muy simple, ella rellenaba los zapallitos con su pulpa y cebolla salteadas mezcladas con salsa bechamel y los gratinaba en el horno. Esta forma de hacer los zapallitos no es muy común en Argentina, la mayoría de las recetas que conozco llevan carne picada,  arroz o ambos, pero es riquísima y el relleno muy cremoso. Hace unos días me dieron ganas de volver a comer los zapallitos de mamá, así que decidí hacer vegana la receta y resultó genial, está buenísima para comer en estos días en los que el verano nos da un respiro.

¿Alguno de ustedes veganizó o le gustaría “veganizar” alguna receta favorita de su niñez? ¡Me encantaría saberlo!, si quieren pueden contármelo en los comentarios 🙂

De bonus fotos de Juana -la tortuga que vive en el jardín de mi familia- comiendo su comida preferida: rosas de Sharon, que para su felicidad caen en esta época del año (¡es una tierna!).

OASIS URBANO BA, Zapallitos Rellenos al Estilo de Mamá 002


Zapallitos rellenos al estilo de mamá

(Se obtienen 3 zapallitos rellenos)

Ingredientes

-3 zapallitos verdes

-1 cdita. de sal gruesa

-1 cebolla chica o media de las gigantes

-1 papa mediana

-½ Cda. de levadura nutricional de cerveza

-1 y ½ Cdas. de aceite

-1 cdita. de jugo de limón

-Sal, pimienta blanca y nuez moscada a gusto

-Pimentón dulce a gusto (opcional)

-1 brizna de cebolla de verdeo (opcional)

Equipamiento o utensilios especiales

-Pymer, procesadora o licuadora

Procedimiento

Poner a hervir abundante agua con sal gruesa en una olla. Lavar bien los zapallitos y cortarles la base para que puedan apoyarse bien en la bandeja de horneado. Cortar también una tapa para quitar la pulpa. Trazar con un cuchillo una línea que separe la pulpa de la cáscara que vamos a dejar para rellenar y remover la pulpa con una cuchara siguiendo esa línea (ver foto). Poner a cocinar los zapallitos ahuecados y las tapas en el agua hirviendo durante unos 5 minutos. Sacarlos del agua y ponerlos boca abajo en un plato para que se escurra el exceso de líquido.

OASIS URBANO BA, Zapallitos Rellenos al Estilo de Mamá 01

Pelar la papa, cortarla en cubos de 2 x 2 cm. aproximadamente y cocinarlos desde agua fría con sal hasta que estén tiernos al pincharlos con un tenedor (que no lleguen a hacerse puré o desarmarse).

Cortar la cebolla en brunoise (bien chiquita) y poner a transparentar en una sartén con ½ cda. de aceite y una pizca de sal. Agregar la pulpa de los zapallitos picada y cocinar totalmente agregando otra pizca de sal.

Pymear la papa cocida junto a la Cda. de aceite, la levadura nutricional de cerveza, el jugo de limón, la sal, la pimienta blanca y la nuez moscada, hasta que se forme una crema lisa. Mezclarla con los vegetales salteados y rectificar la sazón de ser necesario.

OASIS URBANO BA, Zapallitos Rellenos al Estilo de Mamá 02

Rellenar los zapallitos y espolvorearles un poquito de pimentón dulce. Cocinar en horno medio en una placa aceitada hasta que la parte superior esté dorada, las tapas de zapallito ponerlas aparte en la fuente para horno y colocarlas recién a la hora de servir el plato. Servir con cebolla de verdeo cortada bien fina al bies por encima y comer mientras estén bien calentitos.

OASIS URBANO BA, Zapallitos Rellenos al Estilo de Mamá 03